Responsabilidades al trabajar en un crucero

Si estás pensando en trabajar en un crucero desde el principio debes ser consciente que, aunque el ambiente te invite a ello, tú no estás en el barco de vacaciones sino para trabajar. Trabajar en un barco implica largas horas de trabajo cualquier día de la semana (los fines de semana son igual que cualquier día de diario) y quizás trabajar con compañeros de trabajo con los que no tengas mucha relación. Esto será así durante varias semanas o meses y cuanto antes aceptes la situación o asimiles tus responsabilidades, antes podrás empezar a disfrutar de las ventajas que también ofrece trabajar en un crucero. Aunque estas responsabilidades las tendrías también en trabajos como hoteles o similar, y en el crucero podrás disfrutar de trabajar cada día en un lugar paradisíaco.

 

Tus responsabilidades dependerán de tu puesto laboral y cualquier experiencia previa que tengas en tu área te facilitará tus obligaciones. Asimismo, en este tipo de trabajos el conocimiento de uno o varios idiomas hará que puedas atender mejor a los clientes e incluso que puedas relacionarte mejor con otros empleados que no hablen español; tener conocimientos básicos o avanzados de inglés, alemán o francés te ayudará en lo personal y lo profesional.

Tipos de trabajos en cruceros

Este sector necesita una gran cantidad de empleados en diferentes áreas para poder atender adecuadamente a los cientos de personas que se alojan en un crucero. Por lo tanto, es cierto que hay una gran variedad de trabajo en cruceros para puestos como camarero, personal de limpieza, gerente, animador, etc; los cuales podemos dividir en 3 grupos:

 

Tripulación de cruceros

Para empezar, se requerirá de diferentes profesionales para gestionar la tripulación de la embarcación. El capitán, situado en el rango más alto del crucero, deberá poseer una titulación marítima y un mínimo de 5 años de experiencia. También encontraremos el segundo comando, encargado de supervisar las operaciones diarias, el jefe de radio, encargado de la supervisión del clima y el tráfico, o el jefe de seguridad. Estos trabajos requieren mucha experiencia y conocimientos, por lo que no es lo óptimo para empezar en un crucero, es mejor tomar trabajos más básicos como los que se muestran a continuación.


Personal de cubierta

En este caso, estaremos hablando de personal de atención al cliente para atender a los pasajeros. Encontraremos personal comercial y administrativo para atender a cualquier petición. Los guías turísticos estarán también a cubierta para responder las dudas sobre los recorridos en tierra o las excursiones. También se incluirá el personal responsable de las actividades que se realicen a bordo o el socorrista, en caso de tener piscina o animadores. No debemos olvidar el personal médico, obligatorio en todos los cruceros. En definitiva son los típicos trabajos de un hotel, pero adaptados a un enorme barco, por lo que requieren una serie de conocimientos específicos, que se impartirán en el curso para trabajar en cruceros.


Limpieza y mantenimiento a bordo

En este grupo se encuentran los y las camareras de piso y el personal de mantenimiento de las instalaciones. Entre los requisitos, deberán ser profesionales con un carácter agradable y preferiblemente con experiencia en cruceros. En el caso del personal responsable de las instalaciones, deberán poseer habilidades técnicas y manuales.

 

Cocina y sala

En este nicho, encontramos los cocineros, camareros, maîtres, ayudantes de cocina, personal de almacenamiento, limpiadores de cocina, entre otros. En estos casos, en especial para los chefs, será necesario tener una titulación en cocina y con especialidad en los distintos tipos de gastronomía, ya que viajarán turistas de todo el mundo y es importante que puedan elegir entre una gran variedad de platos, y que siempre encuentren al menos uno o dos que sean típicos de su tierra.


Personal de servicios

Dependiendo del tipo de crucero, también será necesario el personal de servicios. Éste es el caso de peluqueros, esteticistas, masajistas, monitores de gimnasio o personal de guarderías. También los cantantes, cómicos, bailarines o artistas para las diferentes actuaciones que se puedan realizar a bordo y fotógrafos para captar todos los momentos inolvidables que se viven a bordo. Los croupiers o DJs también son demandados en el caso de casinos y discotecas. Al fin y al cabo un barco de crucero es como una ciudad en miniatura, por lo que existen multitud de empleos que puedas desempeñar en él y seguro que alguno se adapta completamente a tus necesidades. No dudes en consultarnos para poder realizar nuestro curso para trabajar en cruceros, seguro que el trabajo de tus sueños te está esperando a bordo de un barco.